El Covid-19 desnudó nuestra fragilidad humana

Pero recordemos que no estamos solos, Dios está con todos nosotros y su gracia es más grande que cualquier crisis.

Mtra. Artemisa Carrillo, columnista de opinión EN News

(EN NEWS) Covid – 19, lamentablemente ha dejado cicatrices en nuestros corazones, nos ha ocasionado grandes desequilibrios emocionales, nos ha sacado de nuestra zona de confort y nos ha obligado a vivir una nueva realidad, una nueva normalidad.

Creo que por fin los seres humanos nos hemos dado cuenta de lo frágiles y vulnerables que somos y, es esto en gran medida lo que nos ha conducido a experimentar frecuentes episodios de incertidumbre, temor y profundo vacío.

Nada será como antes, esto es lo que trajo covid, transformemos esa fragilidad, este trauma en resiliencia, recuperemos nuestro equilibrio emocional siendo optimistas y construyendo una red social fuerte.

Indudablemente, el amor, el afecto y el cariño de la familia y amistades siempre mitigarán nuestros miedos y aflicciones y también nos harán más fuertes.

Recordemos que no estamos solos, Dios está con todos nosotros y su gracia es más grande que cualquier crisis.

Segura estoy que una gran mayoría hemos aprendido la lección, esta sacudida era necesaria para que dejáramos de ser egoístas y fuésemos más sensibles al dolor ajeno.

También nos hemos dado cuenta que la vida es un breve espacio y, que lo más importante no son los bienes materiales, ni los dineros, sino estar bien y en paz con nosotros mismos y con los demás.

Sin lugar a dudas, era necesario amarnos y respetarnos para poder brindar amor y respeto. Cuídense y cuidemos a nuestro prójimo para que nada vuelva hacer como ANTES.

Publicidad

No nos rindamos, continuemos confiando en Dios y sigamos trabajando con nuestra inteligencia emocional para que en este 2021, la presencia de Covid no continue arrebatándonos nuestra salud física ni mental.

No se me pongan tristes porque contagian a quienes les rodean. Ya vendrán tiempos mejores.

Mientras tanto, reinventen las cebraciones. No bajen la guardia. Brinden por el placer de SER y ESTAR. Feliz Año Nuevo.

Qué este 2021, sea de bendición, y que esté lleno de amor, de paz pero,
sobre todo de SALUD.

C1

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com